¿Sientes que los Demás no te Valoran? Descubre las Tres Claves para Superar este Sentimiento y Subir la Autoestima

¿Estás frustrada porque sientes que las demás personas no te valoran? ¿Hechas en falta aprobación y admiración de los demás? Si tienes baja autoestima es muy normal que creas que el resto del mundo no te ofrece la suficiente valoración ni admiración. Es importante que sigas leyendo porque en este artículo vas a descubrir tres claves que harán que dejes de sentirte poco valorada y que te permitirán subir la autoestima. Presta mucha atención pues este conocimiento es francamente valioso ¿Preparada? ¡Empezamos!

Hace tiempo, yo era incapaz de disfrutar del regalo más valioso del que disponía: mi vida. Me pasaba la mayor parte del tiempo preocupado por el modo en que los demás se comportaban conmigo.

Mis días consistían en analizar escrupulosamente cómo actuaban respecto a mí las demás personas.  Siempre analizaba si las personas valoraban y admiraban lo suficiente mis acciones llegando siempre a la misma conclusión: “No he sido valorado como merezco”, “no recibo la admiración que me corresponde”

¿Qué tenía yo de malo? ¿Por qué justamente a mi no se me valoraban lo suficiente? Cuanto menos valorado me sentía, más empeño ponía en hacer lo necesario para que los demás apreciaran mis acciones y así alcanzar la valoración que tanto anhelaba.

Este modo de comportarme me sumergió en una espiral de insatisfacción y resentimiento por la poca atención que los demás me ofrecían. Me costó trabajo salir de esta frustrante situación, pero gracias a la voluntad que puse en subir la autoestima, y a mi intenso estudio de los mejores maestros, finalmente encontré el modo de superar mi sentimiento de no ser nada a ojos de los demás.

Escuché de uno de mis maestros, el doctor Wayne,  tres preguntas que fueron el detonante que me reveló cómo escapar de mi necesidad de ser valorado y admirado. Atenta a estas tres preguntas, estoy seguro que te harán reflexionar tan positivamente como lo hicieron conmigo:

  1. ¿En verdad crees que los demás no te valoran, o realmente tú misma no te valoras y proyectas la poca valoración que te das a ti misma en los actos de los demás?
  2. ¿Eres capaz de valorarte tú misma de un modo interior, o estás depositando el concepto que tienes de ti misma en el modo en que se comportan los demás contigo?
  3. ¿Te comportas con los demás del mismo modo que quieres que ellos se comporten contigo?

Apenas escuché estas tres preguntas no las presté demasiada atención, quizás no quería aceptar las tres verdades que se desprenden de estas tres preguntas. Pero ya formaban parte de mi mente y esa misma noche, comencé a reflexionar sobre estas preguntas y comprendí las tres claves que me permitieron librarme de mi necesidad de observar constantemente el modo en que los demás me consideraban.

Hoy voy a compartir contigo estas tres claves, espero de corazón que pongas tu voluntad en comprenderlas y aplicarlas. Si tienes la valentía de asumir las eternas verdades que contienen estas claves y te ocupas en ponerlas en práctica, te garantizo que vas a subir la autoestima librándote de la necesidad de que a cada momento los demás valoren y admiren lo que haces. Muy atenta, ¡Estas son las claves!:

  • Comprende que el modo en que interpretas el comportamiento que los demás tienen contigo es en realidad el reflejo de cómo te percibes a ti misma: Esta enseñanza tiene el potencial de cambiar tu vida. Si con el corazón abierto eres capaz de darte cuenta de que el modo en que percibes el mundo es en realidad el modo en que te percibes a ti misma, te harás con el poder de hacer todos los cambios que desees en tu vida ¿Por qué hay personas que ven el mundo con amor, amabilidad y benevolencia, y otras que siempre ven odio por parte de los demás, y sienten que son poco valorados y aceptados? ¿Crees que es una cuestión de suerte o de personalidad? No lo es. La diferencia entre estas personas está en el modo en que se ven a si mismas. Aquellas personas que llevan amor en su interior y se valoran a si mismas, perciben a los demás con ese amor y esa valoración que primero se han dado a si mismas. Sin embargo, las personas que no se tienen en consideración propia y que en el fondo no se valoran, ven a las demás personas como un reflejo de su poca valoración personal observando faltas de afecto y de valoración por parte de todo el mundo. Cuando yo comprendí que la poca valoración que sentía no era provocada por los demás, si no que estaba dentro de mi mismo, dejé de culpar a los demás por ser poco atentos conmigo y comencé a mirar en mi interior. Nunca olvides esto querida amiga: Cuando cambias el modo de verte interiormente, el modo en que percibes el mundo cambia de igual manera. El mundo que ves es un reflejo del modo en que te ves a ti misma.
  • Nunca podrás ser feliz si buscas tu valoración personal en el comportamiento de los demás. Has de buscar la valoración personal dentro de ti misma: Si permites que el concepto de tu valía se vea afectado por el modo en que los demás se comportan contigo, siempre estarás dominada y a merced de los demás. Valorarse según las muestras de valoración y admiración de los demás, es el mejor modo de asesinar tu libertad. Jamás podrás controlar el modo en que los demás se comportan. Esta enseñanza cambió radicalmente mi vida y me permitió subir la autoestima eficazmente. Cuando entendí que nunca iba a poder controlar el modo en que los demás reaccionarían, me di cuenta que esperar que las otras personas me valorasen como yo esperaba era el suicidio de mi autoestima. Piénsalo, si haces depender tu autoestima de lo que los demás te digan, pero sin embargo no puedes interferir en el libre albedrío al que tienen derecho las demás personas… ¿Cómo podrías de este modo ser feliz? Amiga, es hora de que te des cuenta de lo que siempre supiste: Nada puedes hacer con el modo en que los demás se comportan, ¿Tiene sentido que el concepto de tu valía personal provenga de las muestras de las demás personas? o por el contrario ¿No tiene mas sentido esforzarte en que el concepto de tu valía personal provenga de tu interior? Piensa en esto.
  • No puedes recibir de los demás lo que tú misma no les ofreces: Seguramente has escuchado el proverbio: “Trata a los demás del mismo modo en que quieres que ellos te traten” Este proverbio encierra muchísima verdad. Cuando yo estaba desesperado por la valoración y admiración de los demás, en realidad, estaba en una actitud de lucha contra las demás personas. Les tenía en poca consideración pues pensaba en ellos como seres egoístas que no se daban cuenta de lo mucho que yo hacía por ellos. Cuanto más pensaba así de los demás, menos valoración y aprobación recibía ¿Qué admiración va a recibir una persona que es incapaz de admirar a los demás? Estaba esperando de los demás, lo mismo que yo era incapaz de ofrecerles. ¿Acaso eres capaz tú, querida amiga, de valorar a una persona que no te valora? ¿Acaso puedes amar a alguien que nunca ofrece amor a los demás? Esta clave, es una ley más antigua que la vida misma y rige en toda la naturaleza: Para recibir algo, primero hay que darlo. ¿Quieres admiración?: ¡Admira a los demás pues toda persona tiene alguna cualidad digna de admiración! ¿Quieres valoración?: ¡Valora a los demás pues todo ser humano tiene algo por lo que ser valorado! ¿Quieres amor?: ¡Ama a los demás sin condiciones, sin la condición de que te respondan con valoraciones, sin la condición de ser admirada! ¡Ama, admira y valora sin ninguna condición y recibirás en la misma medida amor, admiración y valoración!

Estoy seguro de que estas tres claves han despertado sentimientos de cambio en tu interior. Ahora es responsabilidad tuya escuchar a tu corazón para asumir que estas tres claves son esencialmente ciertas, o abandonar esta lectura pensando: “¡Qué tonterías!” y seguir haciéndote daño a ti misma.

Mi deseo de corazón es que puedas entender y aplicar lo mejor posible estas enseñanzas, y por esta razón, me encantaría que me escribieras tu comentario aquí debajo. Exprésame tus preguntas, inquietudes, acuerdos y desacuerdos sobre este artículo. Voy a leer personalmente tu comentario y responderlo a la mayor brevedad posible. Quiero ayudarte con toda mi alma a que recorras tu camino hacia el amor por ti misma y logres subir la autoestima.

Espero tu comentario, muchas gracias por tu atención,

Cristóbal Tobal

Anuncios

Acerca de bajaautoestima1

Baja Autoestima | Mejorar la Autoestima | Subir la Autoestima
Esta entrada fue publicada en Subir la Autoestima y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

30 respuestas a ¿Sientes que los Demás no te Valoran? Descubre las Tres Claves para Superar este Sentimiento y Subir la Autoestima

  1. Marta dijo:

    Totalmente de acuerdo con este artículo. La mayoria de las veces me siento bien, adminando y valorando siempre las cualidades positivias de las personas. Intentando ver y hacer ver el lado opuesto a una crítica, es decir, explicando que hay distintos puntos de vista, segun los condicionamientos externos, experiencias, y que las cosas no son buenas o malas o blancas o negras.
    Pero ser así me lleva a la conclusión de que no soy auténtica, y llego a estar muy confundida al no saber ver con claridad mis valores prioritarios, de que no puedo llegar a conocerme y por lo tanto, los demás tampoco me pueden conocer ni valorar ya que no tengo una opinión firme de las cosas porque todo depende de los ojos con que se mire. Eso me resulta muy dificil de explicar a los demás y parezco una persona facilmente influenciable, que cambia de opinión según su humor, insegura, o tal vez puedan pensar que soy hipócrita, cuando en realidad es que comprendo a casi todas las personas. También me adapto facilmente a todo y doy la impresión de que no tengo suficiente autoridad, opinión, o que no se reafirmarme en mis creencias. Me gustaria convertirme en alguien útil para los demás pero cada vez que lo intento parece que estoy mas lejos de conseguirlo. No creo que tenga un problema de falta de autoestima sino mas bien, un problema de comunicación. Todo eso son mis suposiciones, nadie a venido a decirme nada malo, pero tampoco nada bueno y a veces es peor la indiferencia. Espero que me haya explicado con claridad. Me encantaria recibir su comentario. Gracias.
    Marta

    • ¡Hola Marta!

      Primero de todo quiero darte las gracias por los tres comentarios que me has dejado repartidos entre mis dos páginas web. Veo que has estado muy involucrada en la lectura y el aprendizaje de mis artículos y que realmente estás buscando el modo de desarrollarte como persona. Así que: ¡Felicidades! Para personas como tú, en búsqueda personal, vivo yo.

      Y aunque te sientas perdida por tus inquietudes, no te olvides de que el primer paso para el desarrollo personal es comenzar a hacerse las preguntas, y ¡ya te las estás haciendo! , sigue así porque siempre que sigas buscando, tarde o temprano encontrarás respuestas.

      En esta respuesta voy a contestarte a los dos comentarios que has dejado en esta página web, porque observo que en definitiva lo que estás buscando es encontrar dentro de ti misma cuáles son tus verdaderas convicciones e ideales bajo los que vivir, lo que tú has llamado “poder personal”.

      Quieres saber cómo ser asertiva sin perder el “poder personal”, pero yo creo que esa pregunta se contesta ella sola en el momento en el que encuentras la fuente de tu poder personal. Cuando sabes qué es lo que crees con claridad no tendrás problemas para comprender a los demás y a la vez mantener tus propósitos.

      Si encuentras la fuente de tu poder personal, podrás seguir comprendiendo las posturas de las otras personas, pero a la vez no perderás tu punto de vista.

      La capacidad que has conseguido de comprender a casi todas las personas, es una habilidad muy elevada del ser humano y no tiene ningún desperdicio, todo lo contrario, te ofrece todo ventajas en lo que respecta a tu bienestar interior, tú misma lo has dicho: “la mayoría de las veces me siento bien”.

      Creo que en tú comentario te refieres sobre todo al hecho de “encontrar tu propósito” de saber: “¿Qué contribución puedo aportar a los demás?” Es decir, comprendes casi siempre a los demás, no les juzgas etc… (Y esto es maravilloso) pero en lo que se refiere a tus propósitos internos, a tus determinaciones vitales, te sientes vacía ¿voy por buen camino?

      Quiero que sepas que simplemente por el hecho de querer ser una persona útil a los demás ya te encuentras en una situación de evolución personal avanzada. No todo el mundo llega a la conclusión de que en servir a los demás, en poder aportarles algo de valor, se encuentra la plenitud en esta vida. Y tú estás en búsqueda de esa plenitud, de unos propósitos que sean de utilidad a los demás y que funcionen como motor de tu vida.

      Así que creo que lo más importante que ahora puedes hacer es aprender a encontrar ese propósito, esas determinaciones o ideas que hechas en falta en tu vida. Digamos que el primer paso ya le has dado, que es aprender a comprender a los demás sin juzgarles, ahora, te toca comprenderte a ti misma, descubrirte y encontrar ese maravilloso propósito mediante el cual puedas aportar algo de valor a los demás sin esperar su aprobación o reconocimiento a cambio. Tan solo por la dicha de sentirte útil.

      Sin embargo, recuerda que debes desprenderte por completo de los pensamientos sobre “¿qué pensarán de mí?” Has de ser independiente de la buena o mala opinión de los demás, pues en este mundo el verdadero punto de referencia que debes tomar es el de ti misma, el interno. Veo que en tu comentario aún te preguntas si pareces una persona influenciable o insegura a los ojos de los demás, y también te planteas si pensarán que eres hipócrita…

      Si crees que un buen camino para la tranquilidad personal es no juzgar a los demás y comprenderlos, ¡sigue así y no te preocupes por la impresión que causas! ¿Crees firmemente que usas la actitud correcta? Defiéndela y no te preocupes más por la impresión que das pues esto te quitará la energía que necesitas para descubrir cuáles son tus verdaderas pasiones, ideas y propósitos ¿ok?

      En esta respuesta he querido ofrecerte una pequeña introducción para que comprobemos juntos que he interpretado de un modo correcto tu situación. Ahora me gustaría que tú me dijeras qué piensas sobre esta respuesta, si estás de acuerdo en que el camino que te propongo es el adecuado.

      Respóndeme por este mismo medio y nos pondremos en adelante (si es tu deseo) manos a la obra para ayudarte lo mejor que pueda a encontrar esas determinaciones y propósitos que tanto anhelas.

      Gracias por tu confianza, espero tu respuesta,

      Cristóbal T.

  2. Marta dijo:

    Hola Cristóbal:

    Gracias por tu prontitud, interés y capacidad de empatizar con la gente.
    Si, tus respuestas van por buen camino.
    Cuando estoy con un determinado grupo de personas, me he observado muchas veces justificándome, cuando se que no necesito hacerlo. Los demás no lo hacen. Siento que lo hago para conseguir su aprobación. Pero aún dando explicaciones, tampoco consigo nada y me siento peor, porque me crea una insatisfacción personal muy grande. Como siempre pensaba que podía mejorar mi actitud, seguía yendo con esas personas, cuando lo mejor hubiera sido aceptar mucho antes que no dependía de mí que fuera o no aceptada. Eso era darse contra la pared una y otra vez. Al final llegué a la conclusión de que nunca iba a conseguir la amistad que yo buscaba y me he ido alejando poco a poco. Esa determinación, no me ha hecho ni bien ni mal, porque aunque he resuelto el problema al dejar de ir, no he resuelto el conflicto. Hubiera preferido saber expresar mis ideas con mas claridad, pero no fue así. Ahora lo que quiero es estar preparada para hacerlo mejor en la próxima ocasión.
    He de decir que esa situación solo me ha pasado con ese grupo, y lo bueno de eso es que me ha servido para conocerme mucho mejor. Por otro lado yo sigo manteniendo mis amistades de toda la vida y funcionamos perfectamente.

    El conflicto que tengo es que no suelo conseguir lo que espero de los demás y no espero gran cosa, solo gratitud o aprobación. Si uno recibe lo que da, por que no he recibido agradecimiento. Por poner un ejemplo: Una “amiga” comenta sus problemas en ese grupo. En mi interior pienso, con toda la ilusión del mundo, que quizá pueda ayudarla ese libro que acabo de leer. Se lo comento y se lee el libro. Al preguntarle que tal ha ido, su respuesta es algo así como: “Como todos los libros, al final siempre es lo mismo”. Entonces yo lo veo como algo personal, un rechazo, y me arrepiento de ese afán de querer ser útil a los demás.
    En este caso tengo dos opciones: Como me considero una persona agradecida, puedo seguir actuando desinteresadamente a pesar de los rechazos, o, pensar “es una desagradecida, no voy a prestarle mi atención nunca mas”. Pero en vez de esas dos opciones, le doy vueltas y vueltas al asunto sin llegar a ninguna conclusión y sin aprender de ese error. Al final me veo como una persona de buenas intenciones pero ahí queda todo. Pero eso lo pienso cuando me siento disgustada, porque las cosas no son siempre o nunca o todos o nadie. Y tengo la certeza que es imposible que nada de lo que comparta sirva, estoy convencida que muchas de las cosas que digo o entrego han servido, pero he de aceptar que no porqué no se agradezca quiera decir que no sirva. Eso si, cuando las cosas no gustan, me entero enseguida. La gente no tiene ningún reparo en decirlas, pero cuando es al contrario… cuesta mucho hacer cumplidos.
    En otra ocasión en que vi heridos mis sentimientos fue cuando elaboré junto a mis hijos una página web de su clase. Cuando lo comenté a esas madres lo único que obtuve fue la indiferencia. Nunca lo entendí. Les había pedido colaboración, fotos… y ahí se quedó todo. Pese a mi decepción no fui capaz de hacer nada. Incluso, al reflexionarlo, llegué a pensar que no había sabido plantear bien mi petición y por eso preferí callar y seguir como si nada hubiera pasado. Se que si esa idea la hubiera tenido otra, todavía se la aplaudiría.

    He tomado la decisión, más que nada por prudencia y por ahorrarme energía cuando me decepciono, de que lo mejor será no hacer favores ni dar consejos a nadie a no ser que me lo pidan expresamente. Y si nadie los pide, pues nada, no forzar nada ni nadie.

    Eso es fácil de aplicar, lo que me resultará más difícil es defender mis ideas, dar una opinión firme. Eso es lo que debo trabajar ahora. No dejar que nadie me influya y actuar con sentido común pero con firmeza.
    Por ejemplo en los temas que me interesan y pienso que estoy debidamente informada, como habilidades sociales o temas de educación, si alguna vez he dicho algo y ha sido contradicho, en vez de luchar por mi opinión, me he callado o no me he expresado claramente, luego siento frustración. Y aunque después de reflexionar, sabría explicarme claramente, ya es demasiado tarde. O sea, que necesito reflexionar para dar una opinión firme y me gustaría aprender a seleccionar lo que voy a decir al momento para expresarme con claridad. Para eso primero tengo que saber claramente lo que pienso. Y esa es mi dificultad. Gracias

    • ¡Hola Marta!

      Revisa la bandeja de entrada de tu email pues te he enviado una dedicada respuesta a tus últimos comentarios además de la información que me solicitaste.

      ¡Un saludo!

      Cristóbal T.

  3. begoña dijo:

    He encontrado ésta página al azahar y me ha gustado mucho..
    Al hilo de la exposición que hace Marta, me gustaría recibir ayuda:
    Cuando estoy en reuniones sobre todo familiares me siento que los demás son más graciosos, más animados, mejores conversadores, más divertidos, que defienden mejor sus convicciones y que lo que yo digo no es tan interesante, sobre todo cuando organiza otra persona el evento y es el punto de atracción.
    Cuando acaban esas reuniones tengo sentimientos de inferioridad ya que magnifico los logros de los demas y me infravaloro, pensando que soy insignificante.
    No me siento así si la reunión es en mi terreno, o un evento en el que soy protagonista, cumpleaños, etc ya que recibo muchos cumplidos y me siento eufórica.
    Puede ser que somos muchos hermanos y la competitividad para reclamar la atención de los padres, existe encubiertamente, a pesar de que todos nos queremos y admiramos mucho.
    Por ejemplo en breve tengo la boda de mi sobrina y me da la sensación de sentirme
    mal, expuesta a la vista de tanta gente y de lo que puedan pensar de mi, me siento muy insegura en ésas situaciones, torpe y que no tengo nada interesante que aportar…

    Supongo que está todo en mi cabeza y que como acabo de leer es reflejo de como me siento yo, aún así me gustaria saber algo más de como evitar sentirme así de mal,
    me pasa sobre todo en familia, con los amigos me siento segura, me dicen que soy
    graciosa, que trasmito mucha paz y serenidad. A veces pienso que como Marta, es porque no defiendo claramente mis opiniones o deseos ante los demás.

    Estoy segura que si práctico algunas técnicas y estrategias conseguiré sentirme mejor… MUCHAS GRACIAS.

    • ¡Hola Begoña!

      ¡Muchas gracias por tu comentario! Estoy muy contento de poder ayudarte del mejor modo posible.

      Al igual que le he comentado a Marta, este tipo de malestar que me describes es producto de haberte mal acostumbrado a vivir desde el confuso ruido de tu mente, dejando sin explorar al verdadero aspecto de tu ser, que va más allá de tus pensamientos.

      Tu mente, al igual que la de todos nosotros, se pasa el día juzgando, analizando, etiquetando y comparando todo lo que observa.

      Cuando en una de esas reuniones familiares que me mencionas estás mentalmente analizando en qué grado son más divertidos y cautivadores los demás, y te comparas con ellos, lo que estás haciendo realmente es sacrificar tu capacidad natural de poder estar sencillamente disfrutando de ese momento.

      Cuando vivimos la vida al servicio de la mente, que como te he mencionado siempre tiende a juzgar y a comparar, lo que hacemos es olvidarnos de nosotros mismos, de nuestra verdadera presencia gozosa, de nuestra capacidad de disfrutar cada momento por el simple y poderoso hecho de estar presentes en cada momento.

      Quiero explicarme del mejor modo posible para que me entiendas: Cuando pasas todo el tiempo que dura una de esas reuniones de las que me hablas pensando si lo que tú dices es menos interesante que lo que dicen los demás, pensando que estás quedando como una persona menos considerable que los demás, lo que estás haciendo precisamente es asesinar tu oportunidad de tener las reacciones espontáneas que te gustaría tener en esas reuniones.

      Realmente no es cierto que tú seas menos interesante que los demás, lo que pasa es que pensando que eres menos interesante que los demás no dejas espacio dentro de ti para crear las acciones que esperas de ti misma ¿Me sigues?

      Si todo esto que resulta difícil de comprender lo entiendo, son términos que muchas veces no son familiares así que no olvides pedirme todas las aclaraciones que creas necesario.

      Resumiendo: Lo que te ocurre es que estás atrapada en tus viejos pensamientos, escuchas demasiado a tu mente sin darte cuenta de que precisamente por eso no cuentas con la libertad de expresión que te gustaría tener.

      El ser humano tiene dos capacidades: La de vivir inmerso en cada uno de sus momentos presentes, y la de pensar. Vivir en el momento presente sintiéndote a ti misma, evita que tu mente reproduzca los viejos pensamientos que siempre has pensado (“no estoy siendo interesante”, “no sé qué decir”, “van a pensar que de este grupo soy la menos perspicaz” etc.

      Cuando realmente aprendes a vivir en el “aquí y en el ahora”, el ruido de tu mente desaparece, y tan solo existe el gozo de existir el presente, de manera que en vez de darle la oportunidad a tu mente de reproducir sus viejos patrones nocivos para ti, tan sólo disfrutas de estar ahí y creas la oportunidad de comenzar a pensar diferente.

      Cuando se alcanza este estado de vivir en el presente (que es algo que se hace desde la verdadera esencia de tu ser), los viejos pensamientos desaparecen y los nuevos pensamientos que aparecen son ¡al fin! originales y te dan la oportunidad de expresarte como tanto anhelas expresarte.

      Así que la clave para tu caso es aprender a vivir en él AHORA para que tu mente se tranquilice y puedas dejar espacio para que nuevos y originales pensamientos surjan.

      Con esta primera respuesta he pretendido exponerte en términos generales la que en mi opinión es la solución a tu problema. Antes de darte herramientas específicas, me gustaría que me escribieras una respuesta a fin de saber si estás de acuerdo con esta interpretación, además de poder aclararte todas las dudas que te hayan surgido de mi respuesta.

      Si después de tu próxima respuesta ambos estamos satisfechos con la conclusión de que aprender a disfrutar de tu verdadero ser en cada momento presente es el objetivo al que necesitas llegar, nos pondremos manos a la obra para hablar de las mejores herramientas para lograrlo.

      Muchas gracias por tu confianza y tu atención, puedes responderme por este mismo medio.

      Un saludo,

      Cristóbal T.

  4. viridiana dijo:

    ola deveras espero poder recuperar mi autoestima`ya k me siento muy sola y triste todo el tiempo, èh tenido parejas que me tratan mal y aun asi estoy con ellos xk tengo la gran necesidad de sentirme amada y me e dejado caer en el vicio de tener sexo para sentirme admirada y valorada como mujer,pero en cuanto termina el acto me sieno sola y vacia,aparte tengo la mala suerte de que todo el tiempo me critiquen en mi persona y en mi forma de ser,no puedo mirar ala gente alos ojos,ni caminar con la cabeza en alto.

    • ¡Saludos Viridiana!

      Muchas gracias por dejarme tu comentario.

      Es importante que te hayas dado cuenta de que el camino que tomaste para sentirte valiosa es un camino que tan sólo conduce a la infelicidad.

      Si depositas el concepto de tu valoración personal en los demás, no es posible de ningún modo sentirse valiosa, porque lo que hacen los demás, nunca puedes controlarlo, es como meterse en un callejón sin salida.

      Es importante que hayas comprendido que pretender sentirte valiosa por cuestiones como el sexo que le das a los demás, nunca tiene una buena salida ¿Sabes porque?: Porque el amor por ti misma jamás vas a encontrarlo en ninguna otra persona que no seas tú misma. La verdadera valoración personal surge de encontrar la poderosa fuente de amor que reside en tu interior y en el interior de todos nosotros.

      Cuando nos olvidamos de mirar en nuestro interior y de vivir tomando como único punto de referencia a nuestro verdadero ” yo” que habita dentro de nosotros, comenzamos a depositar el concepto de nuestra valoración personal en los demás, y esto indudablemente nunca sale bien.

      En definitiva, lo primero que has de hacer es concienciarte que tú eres la única responsable de cómo te sientes a cada momento, y la única responsable de encontrar tu verdadero ser en tu interior.

      Esto puedes lograrlo de muchas maneras, es un proceso que lleva tiempo y dedicación, pero yo mismo lo logré, y tú también puedes lograrlo,

      De momento quiero que leas tres artículos que escribí:

      http://superatubajaautoestima.com/blog/como-superar-las-criticas-destructivas-de-otras-personas-y-mejorar-la-autoestima.html

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-1.html

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-2.html

      Cuando los hayas leído, si estás dispuesta a tomar responsabilidad sobre tus emociones y sobre el verdadero descubrimiento de la fuente de amor que existe en tu interior, escríbeme cuanto antes con todas tus inquietudes pues es mi deseo ayudarte a que encuentres la grandiosidad de tu ser para que nunca más creas que son los actos de los demás los que pueden hacerte sentir valiosa.

      Con mis mejores deseos,

      Cristóbal T

  5. flor dijo:

    me siento entrampada en mi apariencia se k soy fea, en la carrera k estudio , cuando las supervisoras evaluan las practicas pas que… las bonitas tienen buena actitud segun las profes, aprueban, y a las feitas les falta actitud, k no se crees el cuento, en fin terminan reprovando… aunque se vea muchas veces que las menos agraciaditas sabemos que las niñas lindas …

    • ¡Hola Flor!

      Muchas gracias por dejarme tu comentario.

      Es cierto que vivimos en un mundo tristemente supeditado a la superficial apariencia física, un mundo que en muchas ocasiones no es capaz de ver más allá de las formas olvidándose de lo esencial que es el fondo.

      Las personas que no poseemos una apariencia física acorde a los moldes de la perfección social, aunque pudiera parecer en un principio que jugamos en desventaja, lo cierto es que contamos con una ventaja con respecto a este mundo superficial, que es que tenemos la oportunidad de comenzar antes a experimentar y a descubrir nuestra verdadera naturaleza.

      Nosotros, los seres humanos, somos algo que va mucho más allá que nuestro cuerpo, dentro de nosotros, en nuestro interior, contamos con nuestro ser profundo, superior, y elevado, que trasciende todas las formas.

      Cuando conocemos y nos ponemos en contacto con ésta, nuestra verdadera esencia, deja de importarnos nuestro aspecto físico puesto que encontramos a través de nuestro verdadero “yo” el infinito amor que existe en nuestro interior.

      Desde que yo mismo descubrí lo que soy en realidad, dejé de tomar como punto de referencia a mi cuerpo, y comencé a vivir a través de mi inmenso interior de amor, el cuerpo nunca volvió a preocuparme.

      He tratado a muchas mujeres con un aspecto físico perfecto según los moldes de esta sociedad, pero que contaban con una baja autoestima muy grande, y esto es porque ellas mismas confesaban que a pesar de haber sido siempre mujeres bonitas sentían un vacío muy fuerte en su interior que las hacía ser infelices.

      Esto es la prueba de que a la larga, las mujeres bonitas según esta sociedad, si no encuentran la fuente de valoración interior que todos llevamos dentro, no son felices.

      Así que para ser feliz y tener autoestima, tanto las personas que tienen un físico acorde a lo social, tanto como las que no, debemos de descubrir en nuestro interior cuál es nuestra verdadera naturaleza, la fuente de nuestra valoración personal solamente puede provenir del interior, y esto, es igual para los “guapos” que para los “feos”.

      Te recomiendo la lectura de estos artículos, léelos detenidamente aprende sus conceptos, y por favor, escríbeme para contarme tus impresiones, es mi deseo ayudarte del mejor modo posible a que encuentres tu autoestima.

      Estos son los artículos:

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-1.html

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-2.html

      Espero tus nuevos comentarios,

      Cristóbal T.

  6. sara dijo:

    hola! Mi problema es que con mi novio soy muy celosa, tengo un estado de mal estar que no me pasa, el no me da motivos para nada, no hace nada malo es un encanto de persona hace siempre lo que yo le digo, me molesta el facebook, que salga con sus amigos, no se…… Siempre estoy pensando que el hace cosas malas, y me siento fatal, no se que hacer soy muy muy insegura, gracias por leer.

    • ¡Hola Sara!

      Muchas gracias por tu comentario.

      Como tú misma dices, el problema reside en tu inseguridad personal. Cuando nos volcamos en una relación amorosa sin primero haber obtenido la valoración por nosotros mismos, de pronto, hacemos depender toda nuestra valoración y todo nuestro sentido de nuestra autoestima en todo lo que hace la otra persona, de manera que si no estuviera esta persona, o esta persona hiciera algo que no nos gustaría, no sabríamos sentir el amor por nuestros propios medios.

      Cuando se tienen tantos celos y vemos tan sólo aspectos negativos en nuestra pareja, en realidad estamos proyectando en nuestra pareja cómo nos sentimos realmente sobre nosotros mismos, es muy importante que comprendas que el modo negativo en el que ves a tu pareja, no es más que el modo negativo en que te ves a ti misma.

      Por lo tanto es muy importante que aprendas a descubrirte a ti misma, y entiendas que en realidad, en toda tu vida con quien siempre vas a estar es contigo misma.

      Piensa que nunca vas a poder controlar lo que hacen las demás personas, uno de los dones más preciados de nuestra vida es el libre albedrío que tiene cada ser humano. Cada ser humano tiene el derecho a tomar sus propias decisiones, y si depositamos todo el concepto de nuestra valía personal en lo que hacen los demás, o en lo que hace nuestra pareja, siempre seremos desdichados porque estamos esclavizando nuestros sentimientos a las acciones de otra persona, y las acciones de otra persona jamás pueden controlarse ni pretender controlarse.

      Así que el medio para superar los celos no es otro que encontrar el amor por ti misma, cuando te ames a ti misma realmente por tu descubrimiento interior, no dependerás de lo que hagan los demás para seguir sintiéndote feliz, la felicidad ha de provenir de tu interior y no de lo que los demás hacen o dejan de hacer.

      Hay muchas maneras de descubrirse y de encontrar esta felicidad interior, pero primero, antes de adquirir prácticas para esto, es importante entender cuál es el origen de estos celos.

      Para ello, he seleccionado para ti un artículo que me gustaría mucho que leyeras:

      http://superatubajaautoestima.com/blog/descubre-por-que-fracasan-las-relaciones-si-tienes-baja-autoestima.html#more-295

      Una vez hayas leído este artículo vuelve a escribirme si deseas comenzar con prácticas para encontrar el amor propio.

      Gracias por tu interés y confianza,

      Cristóbal T

  7. María G. dijo:

    Hola, Cristobal.

    He encontrado al igual que los demás, este espacio al azar y lo he encontrado enriquecedor. Si bien es cierto que lo que nos enlaza es la baja autoestima parece que todos la experimentamos de una manera distinta. Me gustaría compartir contigo mi caso particular.

    Siento una serie de contradicciones respecto a mi persona. Es decir, si bien un día consideré que habían personas que me admiraban y depositaban su confianza en mí, hoy no me creo digna ni de admiración y menos de confianza (y por confianza me refiero a aquella en que he de lograr “algo”, no confidencias o responsabilidades). Vaya, últimamente siento que no hay cualidad que pueda cumplir plenamente. Si bien se me menciona que soy inteligente no veo el por qué. O si se me llama linda, tampoco. No poseo ningún talento (artístico, deportivo, mental, sentimental, etc.). Me siento vacía; sin capacidad de éxito. Además, me siento bajo el escrutinio de quienes me rodean todo el tiempo (aunque sé que nadie tiene por qué tomarle importancia a lo que hago o dejo de hacer), lo que me resulta en incomodidad en situaciones sociales como fiestas o reuniones y que es un gran problema ya que apenas tengo 23 años.

    En mi familia me repiten que no puedo lograr las cosas, y les creo, a pesar de haber terminado una carrera universitaria en una escuela difícil y en los primeros lugares, además de haber conseguido ya un primer empleo tal vez prometedor.

    Mis amistades se ven más seguras, asertivas y talentosas ante mis ojos que yo misma. Y por más que intento hacer las cosas que los demás hacen (hasta las más simples) parece que el fracaso me sigue. Sé que es cuestión de actitud, pero considero que eso de tomarse muy enserio a uno mismo es una tontería, ya que los demás no lo hacen.

    En general me pareceque los demás me perciben como sumisa, algo tonta e incapaz en general.

    Por favor, apreciaría un consejo para mejorar mi actitud negativa de modo que tenga algún impacto notorio en los resultados de mis intentos por vivir la vida como se debe. Es necesaria terapia? o sólo será una mala racha?

    Gracias

    • ¡Hola María!

      Encantado de recibir tu comentario y de que me compartas tu caso particular.

      En este primer contacto me gustaría darte una explicación en líneas generales de cuáles son los principales objetivos a los que has de llegar y el porqué de tu sentimiento de baja autoestima actual.

      Lo primero que quiero decirte con urgencia, es que la creencia inculcada por tu familia de que no puedes lograr las cosas es demoledora para tu vida, has de comprender que en nuestra vida conseguimos tan sólo lo que creemos que podemos conseguir, son nuestros pensamientos y nuestras creencias las que moldean los resultados de nuestra vida.

      Si te apropias de la creencia de que no puedes conseguir nada, esa será la verdad que se manifestará en tu vida, sin embargo, si crees que puedes conseguir todo lo que desees y te sientes alegre y expectante respecto tus deseos, estos se manifestarán.

      La clave está en lo que uno enfatiza, hacerte feliz o desgraciada requiere del mismo esfuerzo, la clave está en los pensamientos en los que enfatizas.

      Hay una creencia muy arraigada en esta sociedad que equivocadamente las familias transmiten a sus hijos, no con mala intención, pero con resultados devastadores para el futuro de las personas, esta creencia es que es difícil conseguir las cosas, la creencia de que la vida de uno depende de las circunstancias exteriores y de las personas exteriores en lugar de la verdad que es que la vida de uno depende de las creencias que uno elige tener y de las emociones que uno elige tener a cada momento.

      Así que el primer paso es entender que puedes obtener todo lo que deseas, o puedes estancarte y no conseguir nada, ambas posibilidades están igualmente al alcance de tu mano, depende de ti y del tipo de pensamientos que día tras día te ofreces a ti misma.

      Una parte de mi familia durante mucho tiempo me impartió esa misma creencia, de modo que yo no tenía ni la energía ni la expectativa positiva que necesitaba para hacer realidad mi sueño, hasta el día (más o menos con la edad que tú ahora tienes) en que comprendí que yo era totalmente responsable de cómo pensaba y sentía a cada momento, y que iba a depender de mi lograr la felicidad y los deseos que quería.

      También comprendí que mis familiares aparentemente más maduros que yo, se sentían fracasados respecto a sus logros, y al no haber asumido su responsabilidad de pensar diferente, prefirieron ocultarse la verdad por miedo a asumir que ellos son los responsables sobre cómo han pensado en sus vidas, y por eso, me traspasaban a mi esa frustración personal.

      Por otra parte veo que tienes otra creencia arraigada que también es perjudicial, esta creencia también es muy normal en nuestros tiempos y es la creencia de que tu valoración personal depende del exterior y no de ti misma.

      Esto quiere decir que delegas el concepto de ti misma en las circunstancias y en las personas, cuando lo cierto, es que la valoración sobre ti misma únicamente puede surgir del descubrimiento verdadero de tu interior.

      Si te valoras en base a lo que piensan las demás personas o a las circunstancias que percibes del exterior, siempre serás una esclava a merced de cosas que nunca puedes controlar, pues las reacciones de los demás nunca pueden ser controladas, tan solamente puedes decidir con respecto a ti misma.

      La clave está en diferenciar si permites que el concepto de tu valía personal dependa de elementos externos a ti que jamás podrás controlar, o si asumes lo que todas las personas intuyen en su interior: Que la valoración personal tan sólo depende de un descubrimiento profundo del ser más elevado que mora en el interior de todos nosotros.

      El amor por ti misma no puedes buscarlo en el exterior, hay que encontrarlo en la fuente interior de amor incondicional que reside en tu interior.

      Como ves, te he expuesto en líneas generales todos estos conceptos pues me gustaría saber si te dicen algo, si despiertan ciertas emociones o sensaciones en tu interior, me gustaría que me respondieras por este mismo medio contándome tus impresiones sobre la respuesta que te he dado.

      También me gustaría que leyeras estos artículos que he seleccionado específicamente para ti:

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-1.html

      http://superatubajaautoestima.com/blog/el-secreto-mas-importante-para-mejorar-la-autoestima-parte-2.html

      Por último, respecto a si sería necesaria una terapia, decirte que eso no depende de si estás sólo en una mala racha o si es algo más grave, depende de las ganas que tú tengas de llevar un seguimiento con un experto en autoestima y en superación personal.

      Por mi experiencia en las terapias que yo mantengo con muchas personas, sé que la conversación de confianza entre dos personas y el seguimiento personal que se realiza en las terapias, permite resultados más rápidos y siempre es muy positivo poder contar con un acompañante que con su mejor voluntad te ayude a superarte.

      Muchas gracias por tu atención,

      Cristóbal T.

  8. Angie dijo:

    Cristóbal, en primer lugar te felicito por este espacio para profundizar en la autoestima, he leído varios blogs y me parece de grandisima ayuda tus consejos y tu experiencia.
    Al leer los casos de los demás, me veo reflejada en prácticamente todos, de hecho desde mi infancia he tenido grandes problemas de autoestima, incluso deseos de muerte, y con el paso de los años ha sido un largo y tedioso proceso el de mejorar mi autoconcepto.
    Sin embargo, a mi edad, 25 años, he pasado por situaciones que me han llevado finalmente a identificar que esa baja autoestima aun persiste y afecta múltiples ámbitos de mi vida.
    En primer lugar, hace poco tuve la sensación que describes en este blog. Continuamente siento que me entrego desinteresadamente, apoyo a los demás, trato de solidarizarme cuando veo a otros en momentos difíciles y ofrezco mi amistad; pero a cambio, paso incluso desapercibida, veía que solo me buscaban para favores y cuando yo necesitaba ayuda o un consejo, nadie me ayudaba, incluso en fechas especiales como mi cumpleaños, se olvidaron de mi. Esto me llevo a una profunda decepción, pues vivo sola y además sentía que no contaba con nadie y que se aprovechaban de mis buenos sentimientos, mi reacción fue de rencor y me aleje de todas esas personas.
    En segundo lugar, he identificado que en mis relaciones sentimentales siempre creo que no soy capaz de enamorar a la otra persona y que no debo darle trascendencia a la relación, tomándola como algo pasajero y que “podría” llegar a funcionar si logro encontrar en el otro las cualidades que espero en un hombre ideal. El resultado fue que tuve una relación tormentosa, con una persona con peor autoestima aun,y que me mintió; y en la segunda, tenia ilusiones con esta persona, pero siempre me sentía poca cosa frente a el: menos experimentada, ingenua, sin atractivo, y además desconfiaba porque sentía que no era sincero. En alguna oprtunidad esta persona me dijo que yo era seca, pero cuando yo era afectuosa mi sensacion era que no lo notaba. Al final esta persona jugo conmigo y se fue con otra.
    Hoy, cuando me miro al espejo me veo fea, mal presentada, sin capacidad para una relación verdadera, se que el problema es de autoestima y entonces he querido ayudarme con cosas externas: ropa, tratamientos estéticos, pasatiempos (pero no he podido conseguir las actividades que quiero en el lugar que vivo), pues paso mucho tiempo sola y es en esos momentos cuando mas me atormentan los sentimientos de soledad y es un circulo vicioso. No he logrado conocer nuevas personas, y a pesar que me esfuerzo por mi salud, cuidado personal y alimentación, solo veo en mi apariencia que bajo de peso y me veo peor, incluso a veces otras personas me lo dicen.
    De verdad, quisiera saber tu opinión al respecto, y especialmente, que me aconsejas para cambiar esa imagen destruida que tengo de mi misma y que me agobia cada día mas.

    • ¡Hola Angie!

      Muchas gracias por abrirte a mí en tu comentario y expresarme tus inquietudes, voy a ayudarte lo mejor posible.

      Veo que a raíz del artículo, te has dado cuenta del porqué de algunos aspectos de tu vida.

      Al final, todo siempre se reduce a lo mismo: Cuando encuentras el amor por ti misma en tu interior, tus circunstancias exteriores cambian, porque lo cierto es que interpretamos el mundo como un reflejo del amor (o la ausencia de amor) que albergamos por nosotros mismos en nuestro interior.

      Pero muchas veces lo hacemos al revés, sentimos un vacío interior muy grande y creemos que lo podremos llenar con las personas y circunstancias exteriores a nosotros, y claro, nunca lo conseguimos, pues ese vacío solamente se puede llenar con el descubrimiento interior de nuestra verdadera esencia de amor incondicional.

      Las relaciones nunca funcionan cuando no llevamos de antemano amor con nosotros en nuestro interior, ni tampoco podemos disfrutar de nada hasta que no descubrimos la fuente de valoración interior, esa valoración que no depende de las circunstancias que nos rodean.

      Lo cierto es que me gustaría poder tener una comunicación más personal contigo a fin de poder profundizar mejor en tu situación.

      Pero antes, déjame recomendarte un artículo que he seleccionado para ti, estoy seguro de que te ayudará a entender mejor tu situación:

      http://superatubajaautoestima.com/blog/descubre-por-que-fracasan-las-relaciones-si-tienes-baja-autoestima.html

      Lee este artículo, y si después deseas que profundicemos más, dame tu consentimiento para enviarte un email a fin de poder conversar. Puedes responderme por este mismo medio.

      ¡Gracias!

      Cristóbal T.

  9. Pilar dijo:

    Hola Cristóbal,

    Buscando información sobre la baja autoestima he llegado hasta su artículo el cual me ha hecho pensar sobre mi propia valoración y aunque en los comentarios que he leído hay cosas en las que me veo identificada, a la conclusión que llego es que hay algo en mi que no gusta a los demás.

    Me cuesta relacionarme con los demás y si puedo, lo evito. Toda mi vida, ahora me faltan meses para los 40, he intentado siempre que los demás estuvieran bien conmigo (padres, amigos, trabajo), y aunque no he pedido nunca nada a cambio lo que me he encontrado es que los demás han recibido más que yo, y en verdad no me parece mal, pero no entiendo como pueden obtener más sin haber dado lo que yo he dado, no sé que es lo que hago mal! (por ejemplo, siempre he sido buena estudiante sacando buenas notas pero sin embargo mi hermano que era mal estudiante recibía más atención que yo, mis amigas de juventud en cuanto encontraron novio desaparecieron, en el trabajo siempre he dado todo y más, y compañeros con menos estudios y formación siempre han estado mejor valorados, mi familía política me han aceptado pero se que no soy la nuera que esperaban, ellos son unas personas muy extrovertidas y yo muy introvertida y no soy tan agraciada físicamente como a mi suegra le hubiera gustado para su hijo).

    En resumen, que estoy en un momento que siento que para continuar tengo que saber que es lo que he hecho mal , no entiendo el por qué he fracasaso en todos los ámbitos y a veces pienso que a las dos únicas personas que tengo realmente a mi lado les estoy haciendo daño con mi ansiedad y agobio.

    La verdad es que no se porque le he escrito, quizás porque me siento sola y no hablo con nadie.
    Gracias por escucharme.

    • ¡Hola Pilar!

      Te agradezco muchísimo que te hayas decidido a enviarme tu comentario. Has hecho bien en expresarte y hablar sobre lo que te ocurre, por ahí se empieza.

      Estás en un momento de la vida que aunque quizás a ti te parezca malo, pues de pronto has mirado en retrospectiva y te has encontrado con que no sabes qué pasa que no consigues lo que esperas, en el fondo es un buen momento, pues ahora eres consciente de que debes de averiguar qué ha estado pasando todo este tiempo para que se den las circunstancias de las que me hablas.

      Hay algo muy importante que tú misma has dicho y te animo a que te quedes con ello: “Estoy en un momento que siento que para continuar tengo que saber qué es lo que he hecho mal” Ese sentimiento, que ahora forma parte de ti, te está queriendo decir algo, te está animando a que te detengas y por primera vez te descubras a ti misma en realidad. No a que te descubras en base a los juicios que haces sobre cómo el exterior se comporta contigo, porque aunque tu creas que sí, esos juicios no son la verdad sobre ti misma.

      La verdad sobre ti misma se halla en un lugar de tu interior que aún no has encontrado por haber prestado siempre atención al modo en que los demás te valoraban. Si ahora sigues tus sentimientos sobre esto que estás leyendo, algo te dirá que efectivamente has de ocuparte de descubrir quién eres realmente al margen de todo lo demás. ¿Quién eres? Esa es la gran pregunta que solamente se puede responder mirando hacia dentro, y una vez lo descubras, tu mundo exterior y tus relaciones se transformarán.

      Ese sentimiento que tienes de que para continuar tu vida tienes que SABER, te está indicando (pues los sentimientos son nuestros más valiosos indicadores) que este es tu momento para descubrirte y continuar tu vida con un nuevo “renacer”. Claro que siempre tienes la opción de seguir como hasta ahora, pero yo sé que tu sabes que algo te está diciendo que has de detenerte, dejar de pensar como por inercia estuviste pensando hasta ahora, y descubrir “aquello” en tu interior que te hará comprender de una manera maravillosa por qué llegaste hasta este punto y cómo vas a avanzar realmente hacia tus propósitos. No encontrarás las respuestas que buscas en los pensamientos que tienes sobre el mundo que te rodea, eso tenlo por seguro, encontrarás las respuestas comenzando a ahondar dentro de ti y transformando los patrones que tuviste hasta ahora.

      Si deseas emprender esta transformación tendrás que ser valiente y afrontar la responsabilidad que tú y todo el mundo tiene de conocerse realmente. Algunas personas terminan sus vidas sin hacer este proceso y se lamentan de sus fracasos, otras, deciden que debe haber “algo más” y se lanzan a la conquista de su felicidad y paz interior.

      ¿Qué harás tú Pilar?

      Respóndeme por este mismo medio, si deseas descubrirte y cambiar el rumbo de tu vida, voy a guiarte por el camino.

      Con mis mejores deseos,

      Cristóbal T.

  10. Dania dijo:

    Hola, esta realmente interesante y muy de ayuda tu articulo, en mi caso estoy descubriendo recientemente mi baja autoestima, esto esta dañando mi relación de pareja de 7 años, busco en él mucha atención hacia mi, y no la tengo, por ello me frustro y me vuelvo problemática sacando discusión y viendo cualquier problema pequeño como un problema gigante, también pienso que mi pareja dejo de verme de manera interesante, ya que yo lo deje de hacer, no se si este en lo correcto que mientras menos bien me sienta conmigo misma, menos seré de agrado para las personas, en este caso mi pareja! tiendo a tomar mucho en cuenta sus criticas que derrepente se hacen de manera constructiva y yo lo tomo muy sentimental, todo me afecta, cualquier comentario mínimo me parece una ofensa, por ello estuve buscando artículos que ayudaran en mi baja autoestima, y fue muy grato encontrar este foro donde puedo recibir respuestas personalizadas. También este ultimo mes he tenido exceso de tiempo libre y no se si sea un factor el ocio para mi problema de autoestima.
    Gracias espero tu respuesta!

    • ¡Hola Dania!

      ¡Muchas gracias por escribirme tu comentario!

      Estás en lo cierto cuando dices que mientras peor te sientas contigo misma, menos satisfactorias van a ser tus relaciones personales. Tú misma lo estás comprobando con el caso de tu relación. Al no sentirte completa dentro de ti misma, buscas sentir la plenitud que te falta con las muestras de afecto o valoración de tu pareja, y eso tan solo te lleva a generar conflictos de cosas muy pequeñas.

      Toda persona ha de encontrar antes que nada el amor por sí misma en su interior, sin depender de nadie para ello. Cuando depositas tu necesidad de sentir amor por ti misma en otra persona, es imposible que las cosas salgan bien, pues nunca podemos pretender controlar la manera en la que los demás se comportan. La única responsable de sentirte bien contigo misma eres tú, no los demás, cuando crees que han de ser los demás (tu pareja por ejemplo) te haces esclava de algo que no puedes controlar, y reacciones con la rabia, la ira, el enfado y los conflictos de pareja comienzan a crecer…

      Es una necesidad imperiosa que te ames a ti misma por tu descubrimiento interior, un descubrimiento que no depende de nada ni nadie, solamente depende de ti misma. Si tú logras llenar ese vacío que ahora sientes por dentro por tu propio descubrimiento interior, no necesitarás que nadie más llene ese vacío, no dependerás de las muestras de valoración que te hagan.

      Al final, quieras o no con quien siempre vas a estar es contigo misma, con quien siempre vas a tener la principal relación es contigo misma, las personas y las cosas vienen y van… Si depositas el hecho de sentirte amada y valiosa en las personas nunca serás feliz y producirás un efecto perjudicial en tu vida (el deterioro de tus relaciones)

      En cuanto al tema del tiempo libre que has tenido en este último mes, está muy bien que te des cuenta de que hay una relación entre tus sentimientos actuales y tu tiempo libre, te explico: Cuando estamos siempre con nuestra mente ocupada en actividades externas, no nos da tiempo a sentir la verdad que está “gritándonos” en nuestro interior, estamos tan enfocados siempre en actividades mundanas que la verdadera necesidad de autodescubrimiento que todos tenemos no es escuchada por nosotros. Por eso, cuando de pronto nos desocupamos y no tenemos actividades con las que distraernos de nuestras necesidades interiores, de pronto tu corazón comienza a hablarte, comienza a decirte qué es lo que necesitas: ¡Descubrirte a ti misma y aprender a amarte por tus propios medios! Así que en el fondo este es un muy buen momento Dania, porque si estás siempre distraída con actividades nunca puedes escuchar que es lo que te corresponde a un nivel más profundo hacer en tu vida: Descubrirte y encontrarte a ti misma ¿No crees que esto sea así?

      Respóndeme por este mismo medio si quieres seguir tratando conmigo estas inquietudes, estoy aquí para ayudarte poco a poco a recorrer tu camino hacia la felicidad y la autoestima si verdaderamente así lo deseas.

      Con mis mejores deseos,

      Cristóbal T.

      • Dania dijo:

        Muy agradecida por su respuesta, tienen mucho sentido sus palabras, ahora me deja interrogantes sobre el tiempo libre, si estoy de acuerdo en que derrepente este gritando mi Yo interior solicitando varias cosas que tengo ausentes, pero hay otro punto que me preocupa, el cual es que, al tener tanto tiempo libre sofoco por decirlo de una manera bombardeando a mi pareja con mensajes, llamadas que al fin no tienen ningún objetivo importante, solo cosas como ¿donde esta?¿que hace?¿porqué no responde? entre otras preguntas que se tornan fastidiosas para él, ya que esta realmente en sus ocupaciones, allí comienza mi cerebro a lanzar dudas como ¿será que esta con otra mujer?¿ya no le importo?¿no quiere dedicarme tiempo?¿le fastidio? entre otras.
        Es decir en este momento estoy en un lapso de tiempo donde mi cabeza y sentimientos dan vueltas y trastornan cosas como mi relación, como tengo tanto tiempo libre cometo el error de enfatizar mis energías en él y todo lo que lo rodea. Pienso que deje por un momento de dedicarme tiempo y darle importancia a mis cosas, como la universidad, y otras actividades de mi agrado como el baile.
        Pido por favor algunas ideas, que ayuden a canalizar mis energías nuevamente y consejos para equilibrar las cosas mencionadas anteriormente.
        Feliz Día…

      • ¡Hola Dania!

        Es perfecto lo que me dices en tu respuesta, aunque quizás no lo sepas, creo que sabes más de lo que crees sobre cómo puedes descubrir la paz que tanto anhelas.

        Me encantó la frase: “Canalizar mis energías nuevamente” De hecho, esa es la clave. Tú misma te has dado cuenta (¡bravo por ello!) de que al no tener ocupaciones, toda tu energía mental (tus pensamientos y por lo tanto tus emociones) se disparan siempre hacia el exterior. Y cuando nuestras energías están enfocadas en el exterior, tal y como estás comprobando, solamente nos llevamos insatisfacción y sufrimientos.

        Son muchas las maneras de abordar este asunto, pero he de decirte que no es cuestión de un solo ejercicio para aprender a vivir canalizando tu atención hacia la parte interior de ti misma en la que encontrarás la paz y la felicidad. Es un proceso gradual paso por paso el que te ayudará a superar esto.

        Sigo manteniendo que estás en un momento ideal, que no has de desaprovechar, para descubrirte realmente y volverte a lanzar a la vida con energías renovadas y un mayor entendimiento de ti misma y de tu felicidad.

        Dado a que esto se trata de un trabajo comprometido y gradual, si realmente quieres superarte en estos aspectos, respóndeme por este mismo medio dándome tu consentimiento para enviarte un correo electrónico a fin de poder comunicarme contigo de una mejor manera.

        ¡Lo vas a conseguir!

        Un saludo,

        Cristóbal T.

  11. Teresa Amador dijo:

    Hola Cristóbal
    Que te puedo decir, en esta vida nada es circunstancial Dios nos responde de maneras a veces increíbles y una de ellas fue el haber encontrado tu página y leer sobre levantar la autoestima y no temerle al fracaso. Siempre me creí todo lo sabía y que podía lograr lo que me propusiera con solo decirlo, pero he intentao tener éxito en negocios que emprendo y nunca los logro y entedí lo que me pasaba hasta que leí tu artículos.Son buenísimos y han hecho que acepte y pare frente al espejo para aceptar mi fracaso, no esperar admiración y valoración de los demás.
    No aceptaba estas cuestiones pues siempre pense que mi autoestima era mucha y me di cuenta de que no tenía nada.
    Me preguntaba una y otra vex por que no tenía éxito y otros que consideraba menos que yo si lo tienen, aprendí en tus artículos que debo admirar y valorar a< los demás para poder valora<rme a mí misma. Que todos tene,os cualidades y habilidades increibles que Dios nos ha dado a cada ser humano y debo dar para recibir.
    Por aquí nos estaremos leyendo y gracias por compartir
    Tere

    • ¡Hola Tere!

      ¡Muchas gracias por escribirme tu comentario! ¡Me he alegrado mucho al leerlo!

      Al igual que tú, se que nada en esta vida es casual, y me alegro de que a través de mis artículos se te hayan enviado las respuestas que buscabas. ¡Ahora es el momento de aprovechar tus nuevos descubrimientos llevándolos a la práctica!

      Es un gran aprendizaje darse cuenta de que para que el éxito llegue a ti, debes admirar con el corazón el éxito de los demás, apreciar lo que los demás tienen y que tú también quieres tener.

      Si aprecias el éxito, la prosperidad, la abundancia de los demás, permitirás que también te llegue a ti con fuerzas renovadas. Si vives descubriendo el enorme amor interior que todos tenemos dentro pero que a lo largo de nuestra vida olvidamos, apreciando lo que deseas para tu vida en la vida de los demás, siendo agradecida por lo que sí has obtenido, y considerando tus fracasos como necesarios mensajes para aprender mejor que has de hacer para dirigirte a tu éxito: Tendrás el éxito asegurado.

      Cuando entiendes que nadie es superior ni inferior a nadie, que en realidad todos somos uno, que todos tenemos un destino único que cumplir, y que vivir a través de las buenas emociones como el amor, la alegría y la paz es la clave para que todo lo bueno llegue a ti, tu vida cambiará. Y por supuesto, para recibir, has de servir con el corazón a los demás, has de dar.

      ¡Por aquí nos estaremos leyendo! Para eso estoy, para que me escribas siempre que quieras resolver cualquier cuestión en tu vida. ¡Por cierto!, también puedes recibir mi atención personalizada a través de mi web oficial: http://SuperaTuBajaAutoestima.com/blog

      ¡Te mando mis mejores deseos para tu vida!

      Cristóbal T.

  12. Dania dijo:

    hola Cristobal…
    Realmente estoy muy interesada en tu colaboración para el camino a seguir y llegar a superar los problemas que tengo, seria de mucho agrado tu email.
    narvaezdania@gmail.com

  13. Jose dijo:

    Que chingon está este post! Gracias!!

    • ¡Hola Jose!

      Me alegro mucho al saber que te ha ayudado este artículo.

      Lo importante es que estés muy atento a las situaciones en las que te sientes desvalorizado, y comiences a traer a tu atención, una por una, las recomendaciones de este artículo. Tu voluntad de aplicar lo que lees es realmente la impulsora de tu autoestima.

      Te deseo alegría, felicidad y buen humor a lo largo de tu vida,
      Cristóbal T.

  14. Sandra dijo:

    Hola cristobal, ante todo gracias por tu disposicion a ayudar a los demas. Mi caso es que en mi familia el aspecto fisico era muy importante y se hablaba de esto con frecuencia. Somos tres hermanas y yo era la menos bonita cuando niñas, y continuamente nos estaban comparando. Al hacernos mayores, a pesar de no ser realmente fea, el daño ya estaba hecho porque ellas eran mas extrovertidas, mas sociables, mas seguras que yo. Siempre lograban toda la atencion. Hoy en dia no tengo buena relacion con una de ellas porque siento que todo el mundo la prefiere a ella, que por mucho que me esfuerce en caerle bien a la gente, es ella la que les interesa para hacer amistad y yo termino siendo “la hermanita de” . Siento mucha rabia cuando la gente me hace comentarios positivos acerca de ella. Y ella como es tan sociable, quiere hacerse amiga de mis novios, de mis amigas… y yo siento mucho miedo de que descubran que ella es mejor que yo. Esto termino distanciandonos definitivamente. No la queria cerca de mi vida. Es una situacion muy complicada porque ella ha sido bien conmigo, soy yo la que le he fallado por mis celos, por mi inseguridad. Que opinas de esto?

    • ¡Hola Sandra!

      Primero de todo muchísimas gracias por tu comentario.

      Comprendo perfectamente cómo te sientes, pues a lo largo de nuestras vidas, siempre existen personas que nos sirven de “mensajeros” de nuestras propias inseguridades. Como es el caso de tu hermana.

      Lo importante en estos casos, es DARNOS CUENTA de que realmente, nada de lo que esa voz en nuestra cabeza cree y nos dice, ninguna de nuestras creencias forjadas en la infancia, es cierta. De que esas creencias como que “tu hermana es mejor que tú” son tan solo pensamientos forjados por una serie de experiencias y de educación. Todo el proceso de sanación comienza por observar tus pensamientos en lugar de verte atrapada por ellos, observarlos para darte cuenta de que tú no eres tus pensamientos, eres quien puede observarlos y por lo tanto cambiarlos.

      Porque realmente, con el corazón todos sabemos que no hay nadie “mejor o peor” sencillamente somos diferentes. Y si tú te aceptas incondicionalmente tal y como eres, nunca proyectarás tu falta de aceptación de ti misma en los demás, como por ejemplo, en tu hermana. ¿Puede ser que realmente tu hermana te haga de “reflejo” de tu propia falta de aceptación y amor hacia ti misma? ¿Puede ser que más allá del incesante ruido de pensamientos en nuestra cabeza se haye el amor incondicional por uno mismo y por los demás?

      En una terapia o proceso de sanación para tu caso serían importantes tres cosas:

      1. Expresar toda la rabia que tienes acumulada sobre tu infancia para liberarte de ella. (No podemos perdonar ni perdonarnos a nosotros mismos si no nos vaciamos primero de la rabia que tenemos acumulada) Para esto hay varias técnicas efectivas que no te ponen en peligro a ti ni a nadie de tu alrededor.

      2. Una vez estés libre de la rabia, convendría hacer un valioso trabajo sobre el PERDÓN. Perdonarte a ti misma por tus celos e inseguridades y perdonar a tu hermana por lo que sientas que debas hacerlo.

      3. Y por último, realizar un potente trabajo para mejorar la autoestima. En tu caso, sería recomendable trabajar la sanación de tu NIÑA INTERIOR. Tu niña interior es esa parte de ti misma que aún vive en la infancia y en las heridas emocionales que en esa época tan delicada de la vida sufrió.

      Como ves, como todo proceso de sanación, se necesita de una atención gradual para progresivamente ir sanando todos los aspectos heridos y RENACER a una nueva Sandra más libre, con más seguridad y capacidad de amar incondicionalmente a sí misma y a los demás.

      Si quieres más información sin compromisos sobre algún programa de autoestima y desarrollo personal, o sobre sesiones de terapia conmigo o con otros profesionales recomendados, solicítamelo por este mismo medio y yo te envío información al e-mail.

      Te envío mis sinceros deseos de alegría, confianza y amor para tu vida,

      Cristóbal T.

      • Sandra dijo:

        Muchas gracias Cristobal por tu tiempo, y por aclararme el camino a seguir. Un abrazo y los mejores deseos para ti.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s